jump to navigation

aguajes por roger hollander 1999 octubre 31, 2016

Posted by rogerhollander in roger hollander y sus obras aguajes 1999, Uncategorized.
Tags:
add a comment

 

avanzar sin que trague reflejo.

Salud sal ud.

(Pintura de luna o bocetar la ausencia nada semejante…)

aguaje 1 por roger hollander 1999

aguaje 1 por roger hollander 1999

 

aguaje 2 por roger hollander 1999

aguaje 2 por roger hollander 1999

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

pintura-3-roger-hollander

aguaje 3 por roger hollander 1999

Anuncios

El psicoanalista trabaja con el amor desecho… por carmen váscones agosto 9, 2016

Posted by rogerhollander in 2007; Libros de Poesía Publicados: La Muerte un Ensayo de Amores. Guayaquil: La Casa de la Cultura del Ecuador, 2008. Carmen Váscones es poeta y narradora, Uncategorized.
add a comment

211
El psicoanalista trabaja con el amor desecho… por carmen váscones

212
Tesis, antítesis sin síntesis.

La falta no tiene orden en el vacío. Un punto de referencia sin testamentor por que el significante no es patrón ni alma mater de herencia ni gerencia ni tratado. La diferencia la haces o la deshaces o la borras o te descoloca no como carrera de animales o parada de…

Decidor no ser la mascota de nadie ni de uno.

Narciso y edipo sin reflejo en los ojos de…

El psicoanalista trabaja con el amor desecho del sujeto. Hasta dar con el cabo del real:…dar(se) (a) luz de otra manera.

Sin ser desecho del deseo de tin marin de dopin wait.

Liberar al dolor desde la planta de los pies hasta la coronilla del remolino.

No eres su plantilla.

El amor está desecho en la lengua.

Salvar a la madre en el retazo de una vez un regazo?

El corte es preciso.

Desecho abominable escondido en el superyó:

Enfrentas al inconsistente yo sin armadura…

213

(La vida no necesariamente impecable)

La culpa sin “fantasma” de edipo fue volver al útero materno. Antes contesta, (no sabe que es su propia pregunta que vivirá) a la esfinge y era èl mismo gateando, andando a dos , hasta dar con el bastón.

La lucidez no es suficiente, con ella derrota a la esfinge, otra ocupará su puesto, Yocasta. Edipo el animal del misterio de la vida y la muerte…

La ley del uno y de los unos. Dos estados atrás y delante del telón.

214

La nostalgia es sospechosa como luna en el abismo de la noche.

El día expira por tí.

Dentro de uno el murmullo de la infancia.

La memoria en el camerino del cuerpo.

Una vez salida de ella sepultas el espionaje del oràculo que da con el temblor de la tela hecha nudo en el conflicto: desatar la vida.

215
La muerte un ensayo de amores.

216
Imperdible, elástico, cuerda, pluma. La escritura otra ley del cada oficiante de su papel sin embuste. Eliges.

217
Amiga de la muerte ando.

No soy su enemiga compañera. No le declaro la guerra ni la paz. No es mi rival

218
Cauta malicia ese delito por saber de la vida…

219
Me gusta el papel de detective del espanto…

220
Delito cautivo en el carbón.

221
Lo no desechable del desecho eres tú.

222
La organización de la falta a partir del fuego del agua del viento de la tierra

223
Falla el verbo en su aparición y desaparición

224
El fantasma no resucita.

225
No puede desaparecer el cuerpo del delito

226
Algún resto del por qué esta sucediendo esto…

227
Se me están haciendo retazos los pensamientos

228
Qué quiere -saber por qué pasa esto-

229
Escoge la vida buscando una salida

230
El grito es la primera señal de auxilio también el silencio y no olvides el ruido

231
Que no despiste el murmullo

No te distraigas en limpiar la esponja

232
No echo de menos nada.

233
Construyo una buhardilla para la escritora.

234
Un uno no desecho crea el arte del significante…

235

Juego con la palabra en el bolígrafo, lápiz y tecla.

Sin amaneramiento ni fotocopia del espejo.

El reflejo no puede atrapar la sombra.

236

Inédito paso en ese pase(o) del cuerpo al papel sujeto al cartel constante de psique de elaborar, teorarmando el (a)mor y el fin del punto. Remate sin mate. Ate. Atenta. Atentamente. Remite. Sin correspondencia la letra dirigida al menos uno. A uno dispuesto a preguntarse algo desu portador sin sobrecarga.

La carga y descarga se pule sin prisa. La palabra no tiene peso a menos que…

Nada de abombarse.

El inconsciente no es ninguna carta escondida bajo la manga ni tìtere de la tramoya. Ni es tu sostèn. Peor el seno.

 

No eres bufòn del cuerpo

Tú palabra causa de…

 

De impertinente a pertinente.

 

cv

carmen váscones , hoy 4 de agosto, hace 19 años… agosto 5, 2016

Posted by rogerhollander in 2008. Carmen Váscones es poeta y narradora, Uncategorized.
Tags:
add a comment

 

Hoy 4 de agosto…)

https://carmenvascones.wordpress.com/…/la-creacion-del-aut…/
……………………………………

del libro CON/FABULACIONES 1992

A mi padre

“El animal de al Tierra que sufre más fue el que inventó la risa”

Nietzche

“Y el deseo pedía siempre algo más hermoso”

Baudelaire

1

El océano se detuvo ante las luces
zarpé hacia ellas
mi padre fue la proa de abismo
crucé el dintel de las resacas
el puerto olía a mis cinco años
mis miedos eran enemigos breves
entraban y salían

Indago la fisura de la madera
la fatiga quedó en el trecho
retomo los restos
anduve por el desandar de la quimera
nada se rescata
retorno como brisa tras la ausencia
¿dónde está?
¿qué extraño?

El regreso postergado en tantas muertes

Tropiezo conmigo a cada instante
la tiniebla tiene aroma de rebeldía
una zanja atrapó el acto
empuñó la imagen
raptó el anhelo
hizo de la furia su cábala
y del movimiento un frente
cruje el vacío

Ya no escupen la biblia
siguen matando al enemigo
no hay mejilla que ofrecer

La estatua de sal
sirve para juegos
cerca del mar

La lengua navega sobre el sepulcro
ilumina la creciente
sale entre los litigios
la travesía está entre los acantilados
y los sortilegios del alba

La espera enterró su mito
la grieta dejó de soñar la unción
el frenesí liberó la promesa

¿Quién se sumerge en la palabra?

2

Mi padre parece el sueño de un roble erguido
sobre el bastión de su leyenda
tantas veces he visto
su barbilla hundida en la ventana
tan igual a los años en su bastón

Cuantas veces lo he mirado desde lejos
el autobús pasa justo en su calle
su casa remonta lagunas de una cuna
tan igual a su silencio y risa

Siempre tengo la sensación
que vive el sobrecogimiento interior
de un pueblo
su generación que apellida
pareciera encerrada
en la hacienda y las fatigas del abuelo
que jamás volvió a pisar una ciudad

La tercera generación rasgó
la línea de los primogénitos
ninguno devolvió
a la escritura su imagen
tampoco redimieron
el libro de las filiaciones

A la cuarta generación le tocó
navegar el incesto
estacionado en un cantón

Nada puedo añadir a él
habita el enigma de su nombre
mi lugar una generación del pase

Las madres iniciaron la jornada del atajo
la hechura del sueño se abrió
como sexo pariendo
el Dios de mi padre
se parece tanto a una mujer extraña

Buscan los descendientes su imagen
entre los huéspedes de esta quimera

Sus amores vividos
han fecundado
el útero de la muerte
Sus hijos son la generación del desenlace

La infancia arrancó a otro distrito
otros golpes acaecieron a los herederos
el padre concluyó su imperativo

¿En cuál cementerio reposará
el nombre del principio
que engendró el génesis del símbolo?

Consumado el asentamiento del linaje
el antepasado desistió
canceló una deuda que no era suya

Dejó de estar atrapado sobre
el terreno de las conmemoraciones
el designio del fulgor
de uno en uno los mortales
impulsan la embestida
de sus atestiguamientos
nupcias a la vida
palabra y muerte

Los convivientes del otro orden
se dan citas precipitadas al finito
pactan nuevas sangres

Aliadas las filiaciones a los lugares
de otros orígenes

La estancia está vacía

En el libro del escudo
yacen incrustados los iniciadores
y entre ellos está aquel
que se pregunta
¿quién ere su amante
acaso la muerte?

El suscrito soltó los restos
coronó la muerte con amores

Prefijos de olvidos exhalan
el drama de una alianza.

—————-

De libro aguaje 1999

A José Váscones Briones
por última vez

no te debo nada sólo te amé

1

En la palabra padre hay
un espacio de resina y urna
-él un caos perfecto-

Llevo su sangre como pacto
con el infierno
llevo su ternura como Cristo
besando los pies de Magdalena
llevo su nombre como salvaje
recogiendo la luz en la roca grabada

Su ausencia la cubro con parábolas
hecho incienso en sus pasos

Mi origen desemboca
en la angustia divina:
estoy sola.

carmen váscones y poesía no es “artificial” julio 26, 2016

Posted by rogerhollander in 2008. Carmen Váscones es poeta y narradora, Uncategorized.
add a comment

por carmen váscones

129

1
Poesía no es “artificial”. Es ficción. Fricción. Es poética de la angustia, del vacío y de lo sublime. También atrapar al espanto, al miedo, desenmascarar al yo escondido como un narciso malentendido. Narciso y su historia es el trasfondo de la superficie en el agua. La fuente del espejo te venga. No confundir venga con venga a verme la cara y yo le plasmo mi triunfo de cadáver en el papel…

2
Eso es un crimen a la venganza del espejo. Tú o el no se soportan. Te alejas por precaución, te exilias de ese yo para no convertirte en su rabo o cola de perro moviéndose si le caes bien, o gruñe si no se ha socializado con su propia imagen… Y la quiere desgarrar por estar confuso con el reflejo, y se estrella con el espejeo. Hay que calmarlo. No está listo…

3
Y como no somos animales aunque eso de mamífero y nos amamantan da un toque de alma mater a la oral succión fascinante. Una madre va dar de lactar y pone el pezón en la boquita que parece circulito del primer rastro con la fusión del vacío con el calor del calostro que cae en la lengüita hecha tunelcito.

4
El lenguaje traga, se atraganta, regurgita, duerme, despierta, ventisca arrullo sonoro del aliento del sueño.

5
Despierta la noche conversa con el silencio.

6
Desmadre y despadre sin despiedre a ese lenguaje primer pañal de la vida y algún día frazada mortuoria. Compone, funda otra falta, otro vacío.

7
Ata al caos a un texto sin explosivos…
Claro lleva detonantes.

8
A veces estás en el presente. Pero no siempre eres el umbral, es un analgésico, también, me da tal alergia, por eso de faltas de enzimas en el camino. Nada de retro.

9
Deslumbra sin encandelillarte. Aunque te lo creas o te edifiques, ponte pilas o alerta con esto de los sismos.

10
La plastilina es domable…
O te conviertes en tu estatua increíble. Y la desbaratas y vuelves a renovar la masita gris con tantos colores aplastados.

11
Y si te lo hacen creer nada de creído como niño atrasado en el cuerpo grandulón.
De ves en cuando jálate las orejas. O a escondida contigo date un guiñito de que no va tan mal en ese trajín del arte y su vértigo en la aparición y desaparición del misterio en deletrear al próximo…

12
No te descuides que la escritura te investiga, y si te siente cómodo te abandona.
Aunque llenes páginas y páginas tu pluma te apunta. Ten cuidado de tu alfombra. Puede estar gastada y resbalas en tus talones apurados.

13
Allá cada cual con su qué, quién, quiero, no me interesa. Dónde estás. Su tono, manera, modo, retrotraer… con su significante: incompleto caos y “la orden” tenaz sin abandonarte en ese ordenar la secuencia arbitraria que pulsa su desafiante postura de mediar entre lo que lo obliga más allá y el aquí del relatar lo que pasa al registro; y de su in/cómo(do) móvil o detectivesco andar insistente que va afilando como una lima abrillantando la punta del cabo suelto que lo obliga a seguir hasta lograr algo.

14
Tan inesperado, tan sin doble omnisciente, tan sin ensayo del actor personaje desenfundando su propio escrito y lo intercala. Dejando aún lado a su narrador. Pero ambos se siguen y se extravían en el escenario de qué es lo que este quiere hacer de mí, el uno, y el otro, qué le pasa, todavía tengo para largo y ya me está programando una escena sin pensar en cómo voy a reaccionar.

15
Narrador confuso, autor rascándose la nuca, personaje con sobre dentro de la duda. Y el de las tramoyas armando la redecilla o rencilla precisa que desajuste la pica. Qué mismo sucede allí donde no puedo entrar y sin embargo tengo que salir a dar la cara o aguantarle su traición. Si es que decide que estoy demás en el siguiente enlace del desenlace.

16
Tregua. Tensión. Discurrir. Salir del apuro. Qué se cree, solo porque me pone en su libreto, en su croquis, o dizque me saca de su cabeza, o peor, me vio en la calle con una facha de este me sirve para darle un perfil que cuadre. Con qué saldrá en el conflicto.

17
De muerte estoy hasta la coronilla. Estoy harto de la guerra. La paz parece mendiga del creador de la lucha. Y yo un personaje asaltado por distraído. Por levantar la bandera blanca.

18
Desvalijado de la vida cuelgo en un punto final.

19
Y mi engendrador disfruta como un diosecillo de su triunfo.

20
El mundo es un charco en puño y letra de…

21

Todo escritor trabaja con la lengua en mudanza…

22
Escribir la poética, es también desnuclear lo atómico del nudo al precipicio. La estructura psíquica crea el punto para la novela, cuento, y la poética no aplicable a una sola definición. Por eso hay escrituras como la composición de las partituras, interpretadas o revueltas a otras antítesis, y darle un toque de rompiendo el molde o conservando lo casi exacto como la música y esos genios que pusieron en esas notitas un rompeolas a la nada.

23
O por los lectores tesis, hipótesis e inclusión de no quedarse en el prólogo y pasar de página en página, y rayas y voltear y regresar, revertir su escarbar en lo que lee y escucha sin mentefacto ni mentecato el sabor de unas letras, imaginar posible del vestir y desvestir la historia en su propio ritmo.

24
Estar en la aventura de ese meterse en el cabotaje del texto.

25
Ser escritor no es el problema. Que haya un texto que me sumerja es otra cosa. Cuándo se engendró la palabra escritor…

26
Sólo soy aprendiz del caos en mi cuerpo que lo transfigura y acoge en irreparables hojitas sueltas atrás del oleaje.

27
Allí la sombra confía con la soledad y juntas con la ola grabase hasta estamparse en el acantilado y el sol estrellándose en la roca traga la memoria del mar.

28
Sigamos con los aportes varios del difícil oficio del escritor y una escritura cosida o descosida y vuelta a rearmar en la grama de la tesitura. Una vez que aparece en la entrega, desapareces en el libro.

29
No puedes defenderte de la interpelación o de los imprevistos que asaltan al rebuscar del otro en tu manual de trabajos creativos o de costura fina, afinada y refinada en el proceder del espacio y ese tiempo que no notas…

30
Y la modernidad una imprenta sonando la impresión del reloj. Cuánto tiempo te lleva hacer esto que aparecerá pronto. Depende. Ejem.

31
Y el lector busca la obra con el nombre tal…

32
Me han dicho, escuché esta frase, lo vi en video. Me parece que debo leerlo, me dieron pista en tal parte.

33
El lugar del nacer la curiosidad para acercarse a…