jump to navigation

dónde estoy, poema del libro aguaje, 1999 febrero 14, 2010

Posted by carmenmvascones in Uncategorized.
Tags: ,
trackback

 

  

 

 

  

  

  

   

 

 

  

  

 

 

 

 

 

 

a francisco estrada váscones.

¿Dónde estoy?

¿infancia estás ahí?

¿jugaste todos los juegos?

ignoras el silabario de las tumbas

igual yo

cruzo el desatino del hoyo

hago pepo y trulo

también tres en raya

tuntun ¿quién es?

¿qué digo?

pase cantando

ya no me acuerdo

¿dios está contigo Jesús?

Mi soledad

escondite del sol

para no ser encontrado por la noche

se recoge en mi sombra aborigen

danza con la virgen

su arrogancia de intocado

alrededor del suplicio de la luna

parece soberano del cielo

envuelto en su resplandor

– Abjuro de todo por estar cerca de la gracia –

oprimo mi entereza

no quiero termine

Mi orgullo de adolescente

tenía el mundo en los ojos

ponía la mira

aprisionaba el gatillo . . .

al borde del camino

el venado dejando su sangre

como rastro de cansancio

buscando una tregua

tras él detonaba

otras tanta

llegaba triunfal

con mi animal

en los hombros

Siempre perseguí el riesgo

el temor del otro

el del animal era una tradición

no sé a qué

quizás una forma de no olvidar

lo indefenso que estamos

en el paraje del cuerpo

Sentí tantas veces el miedo

siempre lo quise distante

lo ignoraba no enfrentándolo

era tan cierto lo mío

que lo traicionaba con conquistas

a ratos quería solo ser cazador

cazado nunca

una racha de jugada

me puso en aviso

apunte y fuego

Ya no puedo ocultar

lo que sale de mí

ni lo que llega

no quiero acudir al llamado

donde no hay piedad

– resisto al uno de mi muerte –

no puedo hacer nada

quizás esperar

quizás ni siquiera eso

quizás soñar

Quiero que haya un mundo para los niños

que crucen los misterios del verbo en sus cuerpos

que compongan sus propios juguetes

que hagan de las vocales su canto

del amor su amor

Mis fantasías parecen trébol de cuatro hojas

hubiese querido esa flor pegada en mi piel

para que su pleno de suerte me haya hecho

llegar hasta los secretos del tiempo

Una sombra imperceptible avanza

hacia la minucia del viento

oprime el sonajero partido en las entrañas

¿de la tierra o del agua?

¿Padre nuestro dónde estás?

no me abandones

que tu reino esté conmigo

como cuando mis pequeños se acercan

me rodean con sus abrazos

sonrisas y juegos que no entiendo

hacen lo que quieren de mí

– así sea –

No tengo tiempo para echarme atrás

tan solo quiero dejarme acunar

escuchar una voz que me calme

tener cerca una luz que me quite

esta oscuridad que acaba con mis pupilas

no tengo fuerza para seguir luchando

he dejado de buscar

no soporto la celda en mi cuerpo

me atormenta la tiniebla

crece dentro de mí

estoy tan cerca del destierro

siento la nada se me viene

como idea final

arrebatándome de los míos

“Quédate señor conmigo

si quieres te sea fiel”

Domas mi rabia con tus besos

y esa ternura que llevo tan dentro

pones tus manos de mujer

en mi corazón desesperado

me empujas con tu fuerza

al delirio de mi salvación

(me amaste a sabiendas de mi muerte)

tu fidelidad tiene olor a retoño

ovillado en mi día preciso

– sólo tengo fe en ti –

tu palabra es mi todo

no me siento perdido

con tu ternura y bondad

tu calor mi templo

donde entrego toda mi fragilidad . . .

Sácame de tu regazo

cuando ya no pueda más

con este cuerpo

que se aferra a ti

a tu vientre

que me dio esos dos cachorros

hijos tan de mi sangre

los veo correr en la arena contigo

diles siempre fueron mi sueño

mi poder

La que me dio de mamas

parecía fiera quitada de su crío

que la dejen sola destellaban sus ojos

que la dejen con su dolor

su dolor de nunca volver

que la dejen

que nadie la toque

se arrancó su alma

como palomilla sin calma errumbó

su pena sobre la memoria

¿qué más da?

Igual reina del firmamento se acerca al sol

le susurra apacigüe su reflejo

calme el desierto

esconderse por un rato dentro del ocaso

le pregunta dónde está la cruz

quiere convertirla en árbol

como fue en su origen

le pidió entregue sus rayos

como una ofrenda redentora

que esté con él

que no lo deje extraviar en el encuentro

del padre al hijo

del hijo al padre

Una estrella nace en el firmamento

el mar acoge en su seno

el primer contacto

el llanto del vástago

como era en el principio

El que fue . . .

Habitante de este puerto y de mi morada

te hundiste en el universo de los peces

para reflejarte en sus burbujas

dejarles como broma tus anzuelos

– de las boca una boca el mejor pez –

alrededor del manglar la ciudad

y todos sus hombres con el último de la tierra

(su pecho parece un agujero anidando la esperanza)

Su necedad por existir subyugó al rival

como rey sin batalla cayó del caballo

su cuerpo salió del laberinto

su anhelo un marullo quieto esperando la presa

atrapar al pez que lo sorprendió

juntó sus lágrimas con agua

que jamás le fue ajena

uno se turnó con la caña de pescar

Mis ojos te aguardan

cuerpo de tu cuerpo

huesos de tus huesos

polvo de tu polvo

Aprisiono contra mí  sus restos

cojo una rosa de Jericó

humedezco su tallo

la pongo entre sus manos

para que huela su piel a pétalos recientes

por toda la eternidad

Cortejos de olillas remolcan su último pedido

siete velas izan la partida del orante

en dos cofrecillos sus huellas aún

fueron echadas en el estero

contengo la respiración

en mis dedos tu carne que ya no es tu carne

solo en mí recuerdo

Rebota la ceniza como red mordida

por la pasión humana

El sereno inhuma

la rayuela de un génesis

que se extiende

por toda la realidad

como llovizna de pajarillos

emigrando la estación de la nidada.

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: